LA BANDA FAVORITA DE TU BANDA FAVORITA

PARTE 1: Los Surfistas de anos (no, no de “años”, de ANOS)

Encuentra la belleza en el caos y la fineza en lo trastornado. Lo gracioso en lo trágico y lo profundo en lo asqueroso.

Sin lugar a dudas, una de mis bandas favoritas de todos los tiempo, por no decir LA FAVORITA, son los Butthole Surfers. Puedo repetir sus álbumes una y mil veces de principio a fin sin aburrirme ni saltarme una canción. De esas bandas que o te gustan o te parecen espantosas. O los entiendes o no. Que te ofenden… o que te ofenden. Lo pondré en pocas palabras como los reseñó un crítico alguna vez “… el tipo de música que hubiera hecho Syd Barret si es que hubiera tocado hardcore”.

Me topé con ellos hace aproximadamente unos 16 años, de casualidad, mientras veía Headbangers en MTV latino. Su canción Who was in my room last night? se grabó en mi cerebro no solo por lo buena que es, sino además por tener un divertido y ácido video en el que participa también Flea de los Chili Peppers. Para mí eran una banda nueva, sin embargo para el resto del mundo ya tenían más de una década en los anales del rock/punk/hardcore psicodélico. Pero no fue hasta 1996 cuando explotaron comercialmente, cuando su nombre finalmente pudo ser nombrado en radio y televisión, ya que las sugestivas y provocativas imágenes mentales que disparaba era algo salido de la más ordinaria película porno gay. Con el éxito de su disco Electriclarryland que incluía la canción Pepper, video en el que contaban con la participación de Erik “Reduce Fat Fast” Estrada, pasan a ser conocidos por todo el mundo.

Algunos los reconocerán por ser una de las bandas favoritas de Kurt Cobain, al leer el libro Journals, ya que su primer LP estaba en la lista de favoritos del rubio suicida. Ellos compartirían escenario y luego se reencontrarían en el cuarto de un centro de rehabilitación años después.

Pero primero lo primero…

“There’s a time to live and a time to die,

I smoke Elvis Presley’s toenails when I wanna get high!”

Nacidos de las mentes irreverentes y enfermizas de los tejanos Gibby Haynes y Paul Leary, dos estudiantes que se conocieron en la Facultad de Economía e hicieron click instantáneamente al darse cuenta del gusto que compartían por un característico tipo de humor y gustos musicales. Al poco tiempo de conocerse empiezan a adentrarse en sus extraños hobbies de diseñar camisetas con imágenes de Lee Harvey Oswald y a publicar revistas en las que presentaban imágenes de casos raros de enfermedades venéreas, sin texto, sin explicación, sin información, simplemente por el hecho de sacar sonrisas, en este caso, la de ellos mismos. Es este extraño lazo de música y humor negro sin reserva alguna, lo que los empuja a dejar sus estudios y formar una banda para expresar su disfuncional y peculiar arte. Siguiendo la línea de Marcel Duchamp, “A picture not shocking is not worth painting”.

Luego de un constante cambio de percusionistas y bajistas, finalmente junto a King Coffey en la batería (el que sigue hasta hoy), se presentan por primera vez en 1981 como Butthole Surfers (luego de que el presentador de uno de sus conciertos olvidara el nombre y los presente erróneamente bajo el título de una de sus canciones). Logrando llamar la atención del ex vocalista de Dead Kennedys, Jello Biafra, este los firma en su disquera independiente Alternative Tentacle Records, y en 1983 graban su primer EP, conocido bajo varios nombres: Butthole Surfers, Brown Reason to live o Pee Pee The Sailor.

Luego de su primera grabación, deciden reclutar a un segundo baterista, Teresa Nervosa, y lanzar su segundo EP Live PCPPEP, incluyendo los mismos temas del primer EP, pero esta vez grabados en vivo.

“I can’t believe that i’m talking about that shit that I vomited while I was jacking off in my brother’s diapers”.

En 1984, mientras todo el planeta era invadido por el positivismo del new wave, el pop rock, y la alegría de ser joven en los ochenta llenaba los corazones de miles de personas que saltan y bailan al ritmo de “I’m walking on sunshine”, este grupo de degenerados le entrega a la humanidad su primer disco, el Psychic, Powerless…another man’s sac, una broma de mal gusto con una visión un poco más distorsionada sobre el arte y el contra arte en sí, una obra orgullosa de ser rara y amante de lo perverso, que te hace sentir sucio y avergonzado de gustarte. Un disco que demuestra paso a paso lo que puedes dañar con tu mente si te lo propones.

“No hacemos música para que los chicos la pongan a todo volumen en su habitación y hagan disgustar o asustar a sus padres… lo hacemos para que se asusten los chicos también.”

Shows en vivo

Sus Impresionantes shows en vivo, que solían ser una amenaza para el público y para ellos mismos, incluían un set de dos baterías con King y Teresa retumbando de pie los tambores al unísono; los poderosos y psicodélicos riffs de Paul Leary; la puesta en escena de Gibby cantando con una gama de efectos distorsionantes en su voz, constantemente cambiándose de ropa, lanzando miles de recortes con imágenes de insectos, disparándole al público con una escopeta de balas de salva e incendiando la batería, eran algunos de los juegos de su repertorio. Acompañados (de 1986 a 1988) de Kathleen Lynch, una desnudista que alentaba a la gente a perder la cabeza, mientras proyectaban simultáneamente en 3 pantallas gigantes: una operación de reconstrucción de un pene, accidentes automovilísticos y desde explosiones nucleares hasta capítulos de Three’s Company o Charlie’s Angels en negativo o de cabeza, todo esto al ritmo de su psicodélico hardcore y un show de luces strobe intermitentes. Muchos de sus shows terminaban con gente teniendo ataques de epilepsia, y hasta la misma baterista Teresa sufriendo una enfermedad relacionada a los strobe lights effects gracias a la larga exposición a este tipo de luces. Con el tiempo, los shows se tornaron más intensos e impredecibles, llegando en un par de ocasiones a pequeños incendios o gente corriendo a las salidas de emergencia o desmayándose por la intensidad de la experiencia.

Lastimosamente bandas grandiosas como esta solo existen en la memoria de algunos afortunados. Y sobre ellos solo leeremos y escucharemos anécdotas. El tour más destructivo, en el punto más alto de su carrera, en el que pasaron al status de legendarios, no está registrado en video, sin embargo, adjunto algunos videos que tal vez no tengan la mejor calidad, pero que vale la pena revisarlos. 

En mi colección de tesoros tengo el único DVD que han sacado hasta ahora, el Blind Eye Sees All, del tour tras el lanzamiento de su primer album. Aún estaban perfeccionando su show en vivo, pero no por eso deja de ser menos demente. Nada de “locuras” (por así decirlo) al estilo “Mamá, soy de MANTA”, no. Esto si es verdadera demencia.

Virtuosismo, complejidad, sensibilidad y humor negro.


Hay muchos que al escucharlos por primera vez pueden llegar a decir “esto no es música, el vocalista solo grita incoherencias y la guitarra no fue creada para hacer ese tipo de sonidos”, llegando a definirlo como bulla. Y aunque para muchos el abuso y casi violación que hace Leary a su guitarra puede parecer simple provocación, improvisación o ganas de descontrolar e imponer anarquía en las tablaturas, está comprobado que el mismo caos musical que reina en los álbumes, es reproducido a la perfección en todas sus presentaciones en vivo.

Fue desde ese entonces hasta el 2002 cuando lanzaron su última grabación de estudio y cada uno tomó su camino. Gibby se dedicó a hacer arte y luego formó otra banda Gibby Haynes and his Problem. Paul Leary, luego de experimentar durante tantos años en cada grabación de los Butthole, se convirtió en un reconocido productor e ingeniero de sonido, solicitado por muchas bandas grandes a nivel mundial. Por su parte King Coffey maneja su disquera. Los bajistas que pasaron por sus filas han ido rotando constantemente, así que no hay ninguno que valga la pena mencionar excepto Jeff Pinkus, quien tocó con ellos desde 1986 hasta 1994, formando parte de la era más retorcida, poderosa y reconocida en su historia, al igual que Teresa, quien dejó la banda en 1989.

Dadaísmo hecho música

En el 2009 se volvieron a juntar con la alineación clásica Haynes, Leary, Coffey, Nervosa y Pinkus, sin promesas de un disco nuevo ni la intensidad de sus shows ochenteros, pero con la misma calidad musical de siempre. Un show que no vale la pena perderse.

Ahora, podría seguir contando minuciosamente qué pasó año a año en su historia, pero esto no es wikipedia, así que si quieren eso, métanse ahí y lean la biografía completa. Lo que sí haré es una reseña corta de cada disco. ¿Los links? Jódanse, no soy su niñero. Hagan sus deberes y consíganlos. Solamente les digo que si no tienen por lo menos los 5 primeros discos, su biblioteca musical, su conocimiento de rock experimental y su crianza artística está en pañales.

“Ay sí, yo amo a Pink Floyd…y ¡The Mars Volta…! ¡Wow qué tripeados y locos son!” Sin desacreditarlos porque son buenos, pero NAAAAAH, les falta muuuucho por conocer. Cheers!

DISCOGRAFÍA

Si van a descargar su discografía, háganlo en orden, para que puedan ir saboreando el pasar del tiempo y su evolución como banda. Al mismo tiempo, pónganse en contexto con la época, analicen qué otros disco salieron el mismo año, qué pasaba en el mundo, qué sonaba en las radios, qué bandas nacieron y qué mentalidad reinaba en cada año.

Ya que son vírgenes en este territorio, así vivirán la experiencia como los demás en su momento cuando pusieron PLAY por primera vez y se dejaron llevar.

1983 – Butthole Surfers / Brown Reason to Live / Pee Pee The Sailor EP

La mejor forma de presentarse al mundo, con The Shah Sleeps in Lee Harvey’s Grave. Esta canción solíamos tocarla como cover en los conciertos de Semen de Pavo circa 2006-2008. La reacción de la gente no tiene precio. Aún después de 20 años desde su aparición todavía logra espantar a todo el mundo. Cargados de canciones clásicas, mucho noise rock vanguardista, fuerte, gritón y desquiciado.

The Shah sleeps in Lee Harvey’s Grave

1984 – Live PCPPEP

Las mismas canciones de su primer EP, pero esta vez en vivo, con la inclusión de The Dance of the cobras y The Revenge of Anus Presley. Incluye un adelanto de lo que sería su primer LP, la canción más caótica y una de mis favoritas Cowboy Bob (en vivo), increíblemente bulliciosa, sorprendentemente hermosa.

1984 – Psychic, Powerless…Another man’s sac

Tú primera impresión será “¿qué carajos le están haciendo a esa pobre guitarra? ¡Así no se toca el instrumento!” Increíble de principio a fin. Sin pista alguna de lo que está sucediendo. ¿Es música? ¿Es un grupo de desalmados intentando jugarme una broma? ¿Son músicos amateur? ¿O soy demasiado estúpido para poder entender el chiste? Como todos sus otros discos, no contiene imágenes de la banda, ni sus letras, solo una sencilla pero fuerte manipulación de imágenes con dos significados y mensajes contrarios. Fotos de pacientes leprosos distorsionadas por coloridos dibujos que intentan hacerte sonreír. ¿Lo logran? Oh sí.

Entrevista 1

1985 – Cream Corn from the socket of Davis EP

Crema de maíz directa de la córnea del ojo de vidrio de Sammy Davis Jr. El problema es que tiene pocas canciones, pero todas clásicas y hasta ahora solicitadas en vivo. ¿Te ha pasado que hiciste algo en una fiesta y al día siguiente no tienes ni un solo recuerdo de lo que sucedió? Eso es este disco. Aún cuando en sus entrevistas durante sus primero 10 años, ninguno de los integrantes respondió algo coherente que pueda ser considerado un pensamiento racional, este EP y su siguiente disco siguen siendo un misterio hasta para ellos. ¿Cuándo o dónde fue grabado?, ¿a qué hacen referencia las canciones?, no hay recuerdos. Sobre esta, su época más recargada de experimentación con drogas, ni siquiera ellos pueden reírse al intentar recordar lo que sucedió.

Entrevista 2

1986 – Rembrant Pussyhorse

Su disco más “suave”, y con suave quiero decir “menos bulla, pero aún mayor psicodelia y rareza”. Clásicos instantáneos, pero escasamente tocados en vivo, Sea Ferring, Strangers die everyday (perfecta para asustar humanos), Whirling hall of Knives, la circense Perry y el fabuloso cover de American Woman de The Guess Who, pero al estilo Butthole. Cuenta la leyenda que en la canción que abre el disco, Creep in the Cellar, como no tenían mucho dinero (y cada centavo que ganaban lo utilizaban para drogas y adquirir más efectos para sus shows) utilizaron la cinta usada de una banda country que no había retirado su grabación del estudio. Al grabar encima de la cinta para ahorrar dinero, notaron el molestoso e incesante sonido chillón de un violín en reversa durante la grabación. Cuando lograron descubrir cómo eliminarla, ya se habían acostumbrado al sonido y lo dejaron encima. El resultado: fantástico.

En estudio en el Scott and gary show

1987 – Locust Abortion Technician

Su obra maestra. Ningún disco tiene tanto poder como este. Imagina un monstruo psicodélico, horripilante, distorsionado y ácido que te agarra de los huevos con una mano, mientras con la otra manosea tu cerebro, manipula tus nervios y eriza todos los pelos de tu cuerpo; controla tu entorno con un calor insoportable, pero te hace sudar frío, lograr penetrar tu retina con imágenes descabelladas, terroríficas, petrificantes, pero no deja de hacerte sonreír demencialmente durante 33 minutos. Increíble.

Cuando el LP reinaba las tiendas de discos, estos podían ser escuchados en 33 o en 45 revoluciones por minuto. En algunas de las canciones de este album, producido en su propio estudio, la pista de instrumentos y la de voz fueron grabadas en diferentes revoluciones. Si querías entender qué atrocidades predicaba la poesía lisérgica de Gibby -a momentos acelerada y chillona y a veces grave y exageradamente lenta- podías manipular las velocidades, haciendo que la música nunca coordine en el tiempo correcto, pero logrando hacer que vivas una experiencia completamente distinta, con resultados igual de maravillosos.

Recomendación: escucharlo a todo volumen y a solas en la oscuridad de tu habitación. Las visiones serán bellas e insoportables.

Promo

The omen

Kuntz

Bremen 1987

1988 – Hairway to Steven

Tiempo de experimentar con algo más suave, primera inclusión de guitarras acústicas en sus grabaciones. No sin dejar de lado la grandeza de sus composiciones que siguen mezclando creatividad, intensidad, dadaísmo y sobre todo buena música. Bastante irreverente, pero mucho más amigable a los sentidos. El disco favorito de muchos, inicia con un tema de 10 minutos que podría haber pertenecido al Locust Abortion Technician (siguiendo con el juego de las revoluciones por minuto) antes de que llegue la calma. Ninguna de las canciones tiene título, solamente representaciones gráficas, que incluyen dibujos infantiles y escatología, luego serían bautizadas por los fans. Todos los temas de este album siguen siendo tocadas en vivo, con excepción de “Julio Iglesias”.

Jimi

1989 – Double Live

Grabación en vivo con lo mejor de sus shows durante el tour del Hairway to Steven. Increíbles versiones de sus mejores canciones, incluye covers de Grand Funk Railroad y una de R.E.M., pero con una “leve” variación en la letra jejeje. Supuestamente son bandas enemigas por gastarle bromas a sus integrantes, por burlarse de Michael Stipe o por el plagio que hizo R.E.M en So, central train a la canción Hey de los Butthole.

Realizado en edición limitada y como grabación pirata de sus shows (por ellos mismo) el sonido no es el de mejor calidad, pero las versiones en vivo y la inclusión de la inédita, pero clásica en sus presentaciones Psychedelic Jam, hace que valga aún más la pena.

1990 – Widowermaker EP

Este EP, mucho más relajado y menos caótico, demuestra un poco de fatiga por parte de la banda. Teresa sale, y la banda cae en el cliché de sexo, drogas y rock and roll. Gibby entra a rehabilitación con un tatuaje de una pipa de crack y una jeringa de heroína cruzados en su antebrazo. Luego de años de experimentación, la fuerza empieza a disiparse.

1991 – Piouhgd

Este disco es para muchos simplemente una broma, una larga y cacofónica broma pesada. Amada por muchos, odiado por otros, de él sale el single Hurdy Gurdy Man, incluida en la banda sonora de Dumb and Dumber, cover de una canción de Donovan (la original puedes escucharla al inicio de la película Zodiac). Luego de una lucha con su disquera, deciden sacar este material bastante extraño, pero algo desganado. Nada muy grande, incluyen su clásico Psychedelic Jam, pero cantada, lo que le resta fuerza. Y una burla a Never understand de The Jesus and Mary chain, pero con la letra de Something de su primer disco. Algunos temas sobresalen, pero nada que te pueda matar.

Hurdy Gurdy Man

Lollapalooza 1991

1993 – Independent Worm Saloon

El ingeniero de sonido en este disco no es nada más y nada menos que John Paul Jones de Led Zeppelin. Este es el momento en que hacen la transición, cuando sus fans de antaño empiezan a exclamar “’¡NOOO! ¡Ahora sí tienen ritmo y acordes y coros en sus canciones! ¡No! ¡Se vendieron!” Excelente disco de principio a fin. Cargado de riffs de guitarra poderosos. Mucho más rockeado, fuerte, pero pegajoso. Fabuloso disco. Dejan de lado la experimentación y psicodelia, pero entran en una territorio más de rock alternativo con excelentes resultados. Luego de este disco, Pinkus deja la banda y Gibby entra una vez más a rehabilitación, para encontrarse con Kurt Cobain. Cuenta una leyenda que gracias a su gran estatura (casi 2 metros), Gibby ayudó a Kurt a saltar el muro para que escape unos días antes de suicidarse.

Who was in my room last night?

Dust Devil

1996 – Electriclarryland

El disco que los hizos famosos en todo el mundo. Su canción Pepper fue todo un éxito. Una broma que la gente se tomó en serio. Para ellos esa canción era simplemente un ataque en forma de burla, a los músicos alternativos del momento (Beck – loser) sobre como es tan fácil hacer un éxito poniéndole un ritmo de batería “hip hop” a una canción, así sea que se utilice poesía tonta como su mensaje principal. ¿Qué si es buena? Aunque no me guste aceptarlo…sí, lo es. En su totalidad, aún cuando se adentran en territorio menos psicodélico y más rock, sigue siendo un excelente disco. Recomenado para quienes quieren escucharlos, pero no soportan el caos de su música en los ochenta.

Pepper

2001 – Weird Revolution

Lo raro de este disco, no es que sea raro en sí, ni tenga esas cualidades y curiosidades que incluían en sus discos, ¡lo raro es que sea un disco de Butthole Surfers! ¿¿Música electrónica?? Aún cuando Pinkus y Gibby formaron The Jackofficers y sacaron un disco electrónico a principios de los noventa, esto es demasiado. Es el que menos me gusta, pero igual tiene algunas canciones que pueden patearle el culo a cualquiera de tus bandas “experimentales”.

COMPILACIONES

1994 – The hole Truth and Nothing Butt


2002 – Humpty Dumpty LSD


Estas dos compilaciones son para coleccionistas y grandes fans. Singles, versiones alternas, rarezas, grabaciones en vivo de temas viejos y nuevos, un par de entrevistas ochenteras. Hay música grandiosa que en su época no vio la luz. Recomendados.

Al igual que cualquier discusión sobre arte, cada quien sacará sus conclusiones. Los álbumes de los Butthole Surfers tienen un trasfondo y un humor estilizado que pocos entienden. Hay cientos de bandas alrededor del mundo que han sido influenciadas por ellos. ¿Quién los influenció a ellos a hacer este tipo de música? Eso es lo difícil de comprender. Música como esta no nace así porque sí. En mi opinión, ¿su gran influencia? Captain Beeheart and his Magic Band, pero eso será tema de discusión para el próximo post de bandas grandiosas. Mientras tanto, escuchen y bienvenidos a la degenerada dimensión de Los Surfistas de Anos.

CURIOSIDADES

  • El riff al cierre de Give it Away de Red Hot Chili Peppers, es el mismo de Sweat Loaf, del disco Locust Abortion Technician, que en sí es una parodia del riff de Sweet Leaf de Black Sabbath.
  • Al principio de los noventas, Gibby formó una banda con Johnny Depp, llamada “P”. La cual estuvo tocando en el Viper Room de Los Ángeles la noche que falleció River Phoenix.
  • Gibby y Johnny Depp dirigieron Stuff un cortometraje documental sobre la vida de John Frusciante, cuando estuvo sumergido de lleno en las drogas.

STUFF

  • Los Surfers han colaborado en bandas sonoras desde Romeo y Julieta, hasta un cover del personaje de dibujos animados Underdog.
  • Gibby colaboró cantando con Ministry (la banda del mismísimo Al Jourgensen, el que competía con Eddie Vedder en los Lollapalooza, para demostrar quien podía beber más vasos de su propia bilis regurgitada) la canción que los hizo famosos Jesus built my hotrod.

Ministry – Jesus built my hotrod

  • Paul Leary grabó el disco homónimo de Sublime.
  • Teresa Nervosa actuó en la película que hizo famoso al director Richard Linklater, “Slacker”.
Anuncios

7 Respuestas a “LA BANDA FAVORITA DE TU BANDA FAVORITA

  1. hpta!, que el diablo cobije a quienes nos desasnan…

    me cagué de risa con el guiño a MSD

    saludos desde Manta pero no soy de Manta, y mi mamá tampoco lo sabe…

  2. Je je je. Es solo la realidad. Si como banda vas a tener un nombre así de pretencioso, por lo menos defiéndelo.

    Consigue los otros discos, en realidad son muy buenos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s